Le vi cosas

En esas charlas de regreso de la cancha salieron frases como “El Pity la rompió”, “Muy bien Pinola”, “Partidazo de Enzo Pérez”, “Qué bien el 3”, “Me encantó Rossi”, “De La Cruz es atrevido”, “Borré se mueve bien”.

Todas esas opiniones forman un contundente “River jugó muy bien”. Y en ese buen desempeño colectivo e individual, le vi cosas interesantes a varios jugadores.

A Pity le vi cosas de crack. Siempre pidiendo la pelota, desequilibrando por afuera y por adentro, metiendo pases precisos, asociándose para tirar paredes, vistiéndose de conductor, mostrando lujos, inteligencia y un golazo. 

Rossi es el reemplazante natural de Ponzio, repite una y otra vez Gallardo. Y al Polaco, que jugó su mejor partido en River, le vi cosas del capitán: Movimientos, ubicación y posturas por un lado; anticipos, pases y marca por el otro. Como dejando ver que en la semana los jugadores copian al otro, se mimetizan.

De La Cruz se fue aplaudido, y eso marca algo. Le vi cosas de atrevido, de potrero, de jugador con buen pie y personalidad.

Al debutante Saracchi le vi cosas de Vangioni. Ataque, proyección, centros, buena pegada, marca, cierres a tiempo y temperamento.

A Enzo le vi lo que vi hace tiempo en la Selección y en Europa: clase, pase, garra, conducción y categoría.

Pinola hizo casi todo bien. Marcó, salió jugando, hizo un gol, asistió y transmitió seguridad. Al Pelado le vi cosas de su mejor versión en Rosario Central.

A Borré, quizás el menos destacado, le vi buenos movimientos, sobre todo en el primer tiempo, de 9 jugador, que aunque no convirtió, se involucró e intentó.

Algunos pensarán que estoy loco o que exagero, o quizás que necesitábamos ver un funcionamiento así. Puede ser, pero yo les vi esas cosas, o cositas.

En el triunfo ante Banfield, a este River le vi cosas de un gran equipo. Alternativo y sin varias piezas claves, es cierto, y que es solo un partido, también, pero hay cosas que entusiasman. Y yo las vi.

Noticias relacionadas